1 de febrero de 2014

Los sacos o glándulas anales de los gatos

Los gatos tienen dos glándulas o sacos anales, una cada lado del ano. Estas glándulas se vacían cuando el gato hace caca expulsando un líquido de olor muy desagradable pero que identifica que esos excrementos son suyos, y marcar su territorio.

En ocasiones, estos sacos no se vacían y el líquido se acumula provocando una inflamación y puede que infectándose. Algunas de las causas por las que no se vacían es por una dieta pobre en fibra (elegir un buen pienso es fundamental) o por diarreas, ya las glándulas se vacían cuando las heces son duras y además al ser líquidas irritan más el ano.

Los gatos son unos auténticos supervivientes y muchas veces ocultan el dolor o molestias, así que tenemos que estar atentos a estos signos:
  • Diarreas. Si el gato tiene diarreas es que tiene un problema: parásitos, dieta inadecuada, ha comido comida humana, etc.
  • Olor diferente (y muy fuerte) de las heces.
  • Mayor frecuencia limpiándose el ano con la lengua.
  • Al salir del arenero arrastra el culo por el suelo.
  • Líquido mucoso en la zona anal.

Si observamos cambios en el comportamiento o algunos de estos signos tenemos que llevar a nuestro gato al veterinario para que lo examine. Si tiene los sacos inflamados por obstrucción los vaciará manualmente y si es necesario le pondrá un antibiótico. Puede que sea necesario cambiar la alimentación, visitar al veterinario periódicamente e incluso extirpar quirúrgicamente las glándulas. El veterinario te indicará lo que sea necesario hacer.



Ya sabéis que Hirua es una gata muy mimosa, que está todo el día chupándonos. Pero en la última visita al veterinario cuando le metió el termómetro por el ano, Hirua se quejó así que la veterinaria sospechó y le examinó bien el culete.

Hirua tenía obstruidas las salidas de las glándulas anales, así que se las vació y nos dijo que controláramos por si era un problema puntual o no. La hemos observado y parece que fue algo puntual.
Hirua siempre ha tenido un olor en las heces muy muy fuerte que notamos desde el principio y Sagu también, porque cuando la adoptamos debió de decir "¿y esta cochinota se va a quedar aquí a vivir?".

15 comentarios:

  1. jajajajja, pues no lo sabía!!!!!
    Gracias por la información, estaré atenta!!!

    ResponderEliminar
  2. Pues muchas gracias por la info!!! No tenía ni idea de que había que vigilar eso aunque el mío de momento, no ha presentado ningún síntoma. Un besote.

    ResponderEliminar
  3. Yo había leído algo, pero pensaba que se notaba más y no, porque Hirua lo disimulaba muy bien.

    ResponderEliminar
  4. En muchos casos no se nota, lo sabemos porque en casa Noa también tiene tendencia a que se le obstruyan... Pero es mejor prevenir que curar, porque si revientan la cosa se complica un montón...

    ¡Saludetes y gracias por difundir el caso!

    ResponderEliminar
  5. Apolo ya ha pasado un par de veces por el incómodo trance de tener que aguantar al veterinario vaciándole sus sacos anales... No debe ser nada agradable, porque no veas cómo se revuelve el tío a pesar de lo santo que es. Eso sí, lo que no es en absoluto agradable es el olor que desprende el muchacho cuando los tiene llenos... agh!

    ResponderEliminar
  6. Voy a fijarme con Merlina ,fíjate que entrada tan instructiva ,gracias por compartir estas informaciones tan útiles . Muchos cariños de Fidel y Merlina

    ResponderEliminar
  7. muy buena la web y el articulo y genial el ronroneo de fondo, enhorabuena chic@s!!

    http://hospital-veterinario-castellana-24h.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  8. Hola! Mira es interesante que postees el tema, a mi gato macho ya le paso que se le explotó una y tenía un agujero y estuvo con antibióticos, no hace dos semanas que se terminó de curar de eso y ahora tiene hinchada la misma glándula, es sábado y no sé qué hacer. No está muy hinchado pero espero que aguante al lunes para llevarle al médico. Sabes si ponerle algo tibio ayuda? O mejor no ponerle nada?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debes llevarle al veterinario para que descargue el saco. Un saludo

      Eliminar
  9. Después de vaciar las glandulas (con masaje y suave presion), es bueno humedecerlas con aceite de oliva. Es antiséptico y cicatrizante. Repetir.

    ResponderEliminar
  10. Gracias por la información, me ha servido para saber a qué se debe y qué hacer cuando se inflaman las glándulas de mi gata adoptada hace poco.
    Ahora tengo otra pregunta para tí: cuando duerme o está quietita un rato, siempre quedan donde ha tenido el cilete, unas cosas minúsculas (1-2 mm) ovaladas blanquecinas que supongo expulsa por el ano mientras duerme. No se mueven y no son mucosa. Cuando salen se ven húmedas pero en un ratito se secan y podrían parecer cáscaras de alguna semilla.
    Me mosquea porque si es algo del pienso, debería salir en las heces y me preocupa que sea algún parásito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Concha, seguramente se trata de un parásito. Acude al veterinario para que lo diagnostique y te indique el tratamiento.

      Eliminar
  11. Mi gato es como las Mofetas estas jugando con el y si se pone eufórico te las vacila encima y huele asquerosamasquerosamente mal.

    ResponderEliminar
  12. Interesante entrada. A mi gato de vez en cuando le sale ese líquido solo, en cualquier lado. Siempre lo huele y se lo come cuando ha sido fuera del arenero. Lo curioso es que le pasa muchas veces fuera. Me recomiendas veterinario? ; )

    ResponderEliminar

¡¡ Gracias por tu comentario !!
En cuanto sea revisado aparecerá publicado.